• +0034 628 592 662
  • toniiraola@gmail.com

Archivo mensualmayo 2016

Profesionalidad y eficiencia. Por Antoni de Iraola.

Profesionalidad y eficiencia.

Es la característica de la persona que desempeña un trabajo con pericia, aplicación, seriedad, honradez y eficacia, o del trabajo así desempeñado.

Vivimos en la era del cambio continuo de la sobreinformación y sobresaturación de nuestras mentes, bajo la premisa de la autorrealización y el logro masivo de objetivos, todos ellos a diario, sin detenernos a pensar en nada.

¿Pero somos profesionales?, y somos eficientes?

Te conectas diariamente, a traves tu Smartphone una media de 80 veces, accedes a tus redes, visualizas tu perfil de LinkedIn y de manera instantánea, todo el mundo habla de multitud de cosas, superación, realización, logros y objetivos varios y todo el mundo es multitud de cosas, muchas!!!.

Todo enfocado en la imagen, en la venta de uno mismo y la percepción de que el mundo se termina, y no se termina  mañana, sino hoy mismo, esta misma noche, justo después de las ocho en punto, antes del telediario. La inmediatez del todo a cambio de nada, bueno sí, un simple click o un me gusta. ! WOW!!! objetivo cumplido, ya puedes dormir hoy….

Miras, observas, analizas y todo el mundo es Tic, Seo, growth hacker…especialista en algo, o en mucho y todos pasan hambre como puedo ir viendo en mí sector y más cuando te especializas en reputación online y la proyección de marcas, más lo ves, y es que a día de hoy, dicho sujeto quiere especializarse o venderse en algo que ni el mismo sabe, buscando llamar la atención bajo el concepto de algo o multitud de muchos que luchan por lo mismo,  y que en ninguna de nuestras mentes tiene cabida si se lee en 5 minutos o se le presta atención alguna, por que cuando leemos  todo aquello en nuestra intimidad cuando vamos al servició, buscando el receso, la paz mental o simplemente nuestro espació, único, personal o de soledad, no pasan tres segundos y lo olvidamos como la “ Dori” de la película Nemo, a los tres segundos, sino son dos, todo se desvanece.

profesionalidad

¡Pero es que son Muchos!, Y es que la mayoría de nosotros estudiamos en su día carreras o diplomaturas como es mi caso y tardamos una media de tres años en el caso de que te hubiera ido bien, o unos siete si era carrera, y no te complicabas la existencia y hacías un master, pues podía ser la hubieras terminado los cinco años sin sustos o demoras, y sumas a ello más de 20 años al frente de proyectos y de experiencias buenas y malas.

¿Y ahora?

Ahora pretendemos desarrollar capacidades y aptitudes en minutos, bajo un lema o un título y venderlo, asi, en un click. Sin más.

Aquella marca que pretendemos ser, destacarnos sobre los demás sin ser nada más que eso, una simple marca, vacía muchas veces de contenido y por qué no afirmarlo, de “profesionalidad eficiencia “

A cuantos no os ha sucedido?

No hace más de un año, yo mismo he experimentado esta sensación y he vivido las consecuencias de querer confiar en alguien bajo una marca y apariencia normal y eficiente de profesionalidad absoluta en su saber hacer y responsabilidad, y que decir de ello, decepción absoluta, costes desorbitados, perjuicios a terceros y sobretodo, una falta enorme de “profesionalidad y eficiencia “.

Creo muy sinceramente que LinkedIn está muy bien, pero que muy bien. Pero abunda el “ copy paste”  y la falta de conocimiento por muchos y aunque no todos, son la mayoría los que buscan destacar, siempre un segundo tarde de aquellos que bajo nuestros conocimientos, intentamos mostrar a los demás que aquello que hacemos es profesional y eficiente.

 No es una crítica destructiva, sino de reflexión que nos debemos aplicar todos, y no solo en nuestra vida profesional, sino en la personal también. Véase el ejemplo más destacado hoy, el Trailruning o Ultratrails, donde a día de hoy, todo el mundo es capaz de correr largas distancias a grandes altitudes, y donde se demuestra que no es así ni debe ser así, justo por qué se necesita aparte de aptitud, conocimientos y capacidades eficientes en su realización, “profesionalidad y eficiencia” en su realización o puedes perder la vida, como sucede cada fin de semana, pero el negocio prima por encima de todo.

Saber detenerse, no querer engañar y lo más importante estar cuando alguien te pide explicaciones o que respondas cuando este ha confiado en ti, pagado y contestado al otro lado siempre, cuando ha sido necesario es de obligado cumplimiento, sino, tu perfil en la red para nada y más en una de profesional como LinkedIn, debe existir y debe ser inmediatamente eliminado por tí, replantearte el por qué te merece la pena estar ahí, pues somos muchos que buscamos avanzar con paso firma bajo aquello que sabemos hacer bien y otros muy bien, buscando en el que es nuestro trabajo diario, por encima de todo, que sea excelente, pues por eso estamos. Ahora….

“Sí ya estas listo después de esta breve pero creo que certera reflexión, ya puedes continuar en la red y demostrar tu “profesionalidad y sobretodo, tú eficiencia “

Antoni de Iraola.Owner.

 

profesionalidad

reputación online

¿Qué es la reputación Online? Antoni de Iraola, te lo cuenta.

La reputación Online es el reflejo del prestigio o estima de una persona o marca en Internet.

 

Descripción llana y muy simple que cualquier ciudadano de a pie puede entender, al teclear su nombre en la red a través de un buscador.

reputación online

 

Pero existen muchas diferencias y algunas muy relevantes cuanto nos referimos ya a marcas o personajes relevantes que en definitiva se están convirtiendo en ellas. Por qué todos, absolutamente todos en un futuro que no es más que hoy, seremos marcas, pues ya nos estamos transformando en ellas, dado que el buscador, más conocido como “Google “por no mencionar otros, será nuestra mayor agencia de marketing Online, “no gratuita “por supuesto, y muy compleja de gestionar. Pues Google, no es nuestro amigo y nunca lo será, es una grandísima compañía, de enorme poder, tanto administrativo como de venta, sino que tenemos ante nosotros una nueva herramienta, como el taladro para colgar una alcayata o la llave del 13 para apretar un tornillo, de accesibilidad infinita y de multitud de opciones.

 

¿Finalidad?

 

Hacer que todos aquellos que intentan vender lo que se anuncia, informar lo que interesa, y mostrar lo que se busca y se necesita a día de hoy, con una única finalidad, hacerlo relevante, que indexe y posicione de manera muy notoria en perjuicio de muchos otros entre ellos su competencia más directa, generando tránsito, ventas y resultados directos en cualquier lugar del mundo donde uno desee ser visto o mostrado, incluso a veces sin querer que esto suceda.

Es entonces cuando a diferencia de la marca, tanto personal como subjetiva, que se puede generar a través de medios publicitarios, la reputación online no está bajo el control absoluto del sujeto o la organización, sino que la ‘fabrican’ también el resto de personas cuando conversan y aportan sus opiniones, mediante multitud de aplicaciones, como Facebook, Instagram, Snapchat o otras.

Esto es especialmente importante en Internet, dónde resulta muy fácil y barato verter información y opiniones a través de mecanismos como foros, blogs o redes sociales, tanto en pro como en contra de los sujetos que queremos promocionar o hundir.

Es entonces cuando hablaremos de la nueva era, aquella que denominamos era de la información o a veces de la desinformación y el caos. Pues nuestras vidas para nada están preparadas para su velocidad, transformación y lo más relevante, consecuencias sobre nuestras vidas, de manera directa.

En definitiva, tal y como la hemos definido, la reputación online la “fabrican” también el resto de personas que conversan o aportan opiniones sobre ti o tu marca, por eso es tan importante cuidarla.

 

¿Y por qué hay que cuidarla?

 

Las marcas, personas o sujetos, en definitiva marcas del presente, rastros del futuro y condicionantes de lo inminente, deben sin duda alguna cuidarla y mucho, para que los consumidores no dejen de comprarla, desconfiar o simplemente empiecen a comprarla generando interés en esta, te respeten o te encuentren, te excluyan o te adoren, te sigan o te odien. Esta es la realidad de la red. ¡Todo en un solo clic!

 

reputacion online

 

Y es que las personas, día a día, debemos cuidar cómo decimos las cosas porque nos podemos arrepentir de ellas, y no es necesario hoy, puede que, en el futuro, pues la vida puede depararnos sorpresas, y a veces muy desagradables, incontrolables y de difícil resolución. Todos, absolutamente todos, deportistas, cantantes, políticos o personas con gran proyección pública deben cuidar lo que dicen y cómo lo dicen.

Y aunque todos hemos oído hablar de ella, la teoría del todo y como se hace en la red, son muy pocos los que saben de manera cierta y efectiva como se lleva a buen puerto la teoría… ¿Y la práctica?

 

Seguiremos hablando de todo ello y mucho más de reputación online, pero también seguiremos construyendo sin duda alguna de manera ética, efectiva y lo más cercana y humana posible. Pues al final y esto siempre es así, detrás de las maquinas, la red o cualquier acción en la vida, están las personas y estas deben prevalecer por encima de todo.

Antoni de Iraola.Owner.

 

reputación online

reputación online

El futuro y nuestra reputación online. Por Antoni de Iraola.

El futuro y nuestra reputación online

Según la concepción lineal del tiempo que tienen la mayoría de las civilizaciones humanas, el futuro es la porción de la línea temporal que todavía no ha sucedido; en otras palabras, es una conjetura que bien puede ser anticipada, predicha, especulada,postuladateorizada o calculada a partir de datos en un instante de tiempo concreto. En la relatividad especial, el futuro se considera como el futuro absoluto o el cómo futuro del tiempo.Y es que según nuestro ritmo de vida y nuestra forma de enfocarla, el futuro es hoy. No hay un más allá futuro, como mucho, un mañana como tal, y el día a día.

Como dice Simeone, partido a partido. ¡Pues nuestro espació, tiempo, actitud y forma de ver y estar en las cosas y los sitios, cambia como el tiempo, en nada!

Las cosas han cambiado señores, la vida está cambiando, nuestros trabajos están cambiando y debemos aprender a convivir con el cambio, la incertidumbre los nuevos acontecimientos que se avecinan, pero sin pensar más de lo estrictamente necesario, o no tendremos aquello que denominamos y anhelamos, el futuro.

Hace no más de 25 años o alguno más para que engañarnos. A todos nosotros nos educaron para pensar y proyectar sobre él. A mi parecer visto lo visto hoy, un enorme error. Pues no pensamos en lo que teníamos, sino en lo que íbamos a tener. Y al final el resultado para muchos no ha sido el esperado, sin duda alguna.

Mi especialidad, el Marketing corporativo y personal, es tan diferente de aquello que yo estudié y aprendí, que lo del marketing personal, me suena a prostitución encubierta y publica con reservas personales a la que se le delimitan y permiten en momentos puntuales los derechos adquiridos a lo largo de los años, cediéndolos a aquellos que quieren saber de ti. Muchas veces o la mayoría de veces sin nada a cambio, como poco o mucho unas críticas abiertas y mucha descomprensión en otras.

reputación online

 

La gestión de la reputación online, como así denominamos ahora mi trabajo, es un trabajo arduo, complejo y nada fácil. No es SEO, es mucho más. La gestión de los contextos y palabras adecuadas en los mementos justos y acordes a las tendencias, así como la máxima atención a los momentos y contextos actuales nos obliga a estar muy atentos, a leer y saber de muchas cosas.

Teniendo en cuenta que todo se está enfocando y canalizando a la red que es donde todos queremos estar, la competencia por el primer lugar está siendo feroz. Todo y que cabe decir, que no es en la mayoría de veces la mejor opción, sino que un tercer o cuarto lugar bien gestionado, nos puede permitir recibir el filtro de los demás que han querido comerse el mundo, haciendo que el poco sea mucho, y el mucho muy poco.

 

La reputación Online al igual que en la vida la reputación personal y laboral, no se logra en un mes. Es el trabajo arduo y claro hacia un objetivo, sin moverse lo más mínimo del camino marcado, del futuro que anhelamos en este caso de lo que queremos se sepa de nosotros o nuestras compañías. ¡Me reitero, no es solo SEO, es mucho más! ¡Muchos o algunos diréis vahhh!!!, no creo sea esta una cuestión que abordar ahora. Aun que podría ser!.

 

reputación online

 

¿Pero qué sucede si hoy te quedas sin trabajo? ¿Has tecleado nunca tu nombre completo en la red, tu DNI o tu nº de móvil? Sabes que datos existen sobre ti, ciertos o falsos en la red.

La dificultad de avanzar, de llegar al futuro que no es más que vivir el día a día con tranquilidad y armonía, pasa sin duda por la red, ya hoy.

Conviene empezar a pensar en todo esto y ser conscientes que la reputación online, mal gestionada, es tan dañina como la peor de las enfermedades, sabiendo que, en la mayoría de los casos, los tiempos no son nuestros, ni los podemos controlar nosotros, sino que dependemos de terceros y estos no solo deben ser gestores SEO, buscadores o clientes contentos o insatisfechos, con todo esto no basta.

Los trabajos que conocemos todos y que a día de hoy escasean, lo harán muchísimo más en un futuro inmediato. El pluriempleo y entre ellos ganarse la vida en la red, es ya una realidad. Y por ello y para ello, debemos reflexionar y pensar aunque sea un poquito en todo ello, pues podría ser, estuviéramos fuera, aunque muy dentro de ella, y nuestros resultados de búsqueda no fueran los deseados.

Recuerda!!!, pues ya te lo recalque antes….

….partido a partido. ¡Pues nuestro espació, tiempo, actitud y forma de ver y estar en las cosas y los sitios, cambia como el tiempo, en nada!
reputación online