No vales nada, sigue así!

Cuántas veces hemos oído, o nos hemos visto implicados en esta situación.

“Esto es así o así, si no te gusta, ahí está la puerta “ y es que no vales nada, sigue así. Situación muy común en tiempos de crisis como la actual, en la mayoría de grandes compañías y en diversos y variados cargos de responsabilidad de las mismas.
Y es que las relaciones de poder entre jefe-empleado, no son normalmente nada agradables y en la gran mayoría de casos, los objetivos establecidos no pueden ni son posibles llevarlos a cabo, y lo saben. Porque la realidad de hoy, supera con creces y claramente la ficción.